lunes, 21 de septiembre de 2009

Macua confía en que las obras del nuevo San Mamés comiencen el primer trimestre de 2010 y se inaugure en 2015

BILBAO, 21 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Athletic Club, Fernando García Macua, confía en la que, una vez conseguido el respaldo del Gobierno vasco, las obras de construcción del nuevo San Mamés comiencen "en el primer trimestre de 2010" y que el estadio se inaugure en 2015.

"Ahora que tenemos todas las piezas encima de la mesa, en las próximas semanas vamos a poder decir cuándo va ser la primera piedra, que con absoluta seguridad estará puesta en la primera mitad del próximo año. A pesar de que el tema de la financiación se pueda retrasar, hay fórmulas para que la construcción no se dilate más allá de los plazos inicialmente previstos", afirmó Macua en declaraciones a Punto Radio, recogidas por Europa Press.

El dirigente recalcó además que "es una obra compleja porque se va a hacer en dos fases". "Pero si empezamos las obras en el primer trimestre de 2010, yo creo que el año 2015 es una fecha razonable", añadió.

El presidente rojiblanco se congratuló de que el Ejecutivo vasco se haya sumado a la financiación de los 175 millones que costará el futuro San Mamés, aportando 55 millones. "No se entendería ese proyecto sin la implicación del Gobierno vasco. Deberemos adecuar el ritmo de sus aportaciones a lo que puede ser la actual coyuntura económica, pero hay fórmulas para que esa aportación sea, en vez en cuatro años, en seis o en seis y medio", señaló.

Macua respondió también a la críticas del alcalde de San Sebastián, Odón Elorza, que calificó de "escándalo" la decisión del Gobierno vasco de participar en la financiación del nuevo San Mamés, señalando que sus declaraciones son fruto de "un desconocimiento flagrante de lo que implica la construcción de un estadio nuevo, totalmente ajeno a un modelo especulativo, en esa zona de Bilbao que está encardinada en la regeneración y reorganización de los barrios de Basurto y Olabeaga".

Además, estas críticas obvian el hecho de que la inversión en el nuevo San Mamés va a producir "unos retornos importantísimo en términos de generación de empleo, de Producto Interior Bruto y de recaudación fiscal para el erario público", apuntando que, según un estudio de la catedrática Marisol Estebán, viceconsejera de Educación del Gobierno vasco, se demuestra que "por cada euro público que se invierta en la construcción del estadio, 90 céntimos revierten, sólo durante el periodo de construcción, a las administraciones públicas en forma de cotizaciones a la Seguridad y Social y de Impuestos".

Por último, Fernando García Macua, evitó referirse a una posible negativa a invitar a Odón Elorza a la inauguración del nuevo San Mamés, señalando que "quien tenga en ese momento responsabilidades en la Sociedad San Mamés Barria, con arreglo a su criterio invitará a quien estime oportuno".

Fuente: Europa Press