miércoles, 9 de septiembre de 2015

El Bilbao Athletic, en busca del socio

PASADO AGOSTO, LOS ‘CACHORROS’ PRETENDEN ATRAER A LOS SEGUIDORES PARA EVITAR TANTOS ASIENTOS VACÍOS EN SAN MAMÉS

NAGORE MARCOS

CUANDO el Bilbao Athletic logró el ascenso a la Liga Adelante, no hubo dudas: los
cachorros jugarían en San Mamés. La nueva Catedral, con capacidad para 53.000 espectadores, siempre presenta una buena entrada para ver al primer equipo pero, tras dos jornadas disputadas, parece que el estadio se ha quedado grande para el filial. Al menos por el momento. Y es que el debut de los de Cuco Ziganda en la división de plata congregó a 8.224 asistentes, mientras que en su encuentro del pasado domingo ante el Mallorca fueron 8.982 los que presenciaron el primero triunfo de los cachorros en Segunda. Pese a los asientos vacíos, San Mamés fue el cuarto campo que más aficionados congregó el último fin de semana -tan solo superado por el Nuevo Arcángel del Córdoba (15.139), el Carlos Tartiere del Oviedo (12.980) y el almeriense Estadio de los Juegos Mediterráneos (9.299)-. A pesar de todo, parece insuficiente para un club y una afición que no están acostumbrados a ver menos de una cuarta parte de su aforo en Bilbao.
bilbao hotel accommodation
Los precios de las entradas para los no socios, entre 15 y 80 euros, echan para atrás a un público que tiene en el Bilbao Athletic una oportunidad diferente para poder disfrutar de San Mamés; y el hecho de que los dos primeros encuentros de los cachorros en La Catedralcoincidieran en época estival, ha provocado que el cálido ambiente que recibe al primer equipo se tornara frío con el filial. Con esto, se espera que, una vez finiquitadas las vacaciones para la mayoría de los socios -más de 44.000 personas cuya entrada para ver a los de Ziganda es gratuita-, más feligreses se animen a acudir al estadio rojiblanco para paliar la necesidad de fútbol cuando los jugadores de Ernesto Valverde jueguen lejos.

Sin embargo, la capacidad de convocatoria del Bilbao Athletic evidentemente dista mucho de la del primer equipo, por lo que las calvas en las gradas de San Mamés seguirían existiendo a pesar de aumentar la presencia de socios. Y es que tener que acudir a su asiento habitual provoca que los aficionados queden dispersos en un estadio enorme por lo que, como consecuencia, el ambiente para presenciar los encuentros de los cachorros se vuelve escaso y los aplausos demasiado tibios para lo acostumbrado. A pesar de todo, aunque la asistencia a los partidos de segunda sea menor de la esperada, La Catedral sigue siendo el cuarto estadio que más asistentes reunió la pasada jornada liguera y, hoy en día, ninguna instalación futbolística en Bizkaia que no sea San Mamés está preparada para acoger a casi 9.000 personas. Por ello, como previsión, el Athletic ya anunció al comienzo de la temporada de la Liga Adelante que los primeros partidos del filial en el gran estadio rojiblanco servirían de prueba. Una especie de examen para conocer cómo reaccionarían los socios y cuál sería la asistencia media al estadio. De esta forma, es probable que el club rojiblanco baraje la opción futura de ir cerrando el estadio por secciones para congregar a la afición y que San Mamés comience a rugir como sabe con loscachorros.

ANTE EL CÓRDOBA, OTRO SÁBADO

Ayer se conoció el horario de la séptima jornada de la Liga Adelante, en la que el Bilbao Athletic se enfrenta al Córdoba. Así, el conjunto de Cuco Ziganda jugará, otra vez en sábado, en el Nuevo Arcángel, el estadio con más asistencia de la categoría, el día 3 de octubre a las 18.00 horas.

Fuente: DEIA