miércoles, 11 de septiembre de 2013

San Mamés se ofrece a Europa

El Athletic formaliza la petición que postula a Bilbao como posible sede de la Eurocopa de 2020

El club asume la potencialidad del nuevo campo y maneja también solicitar una final continental



PAKO RUIZ

San Mamés abrirá sus puertas el próximo lunes, con motivo del encuentro de Liga entre el Athletic y el Celta. Se tratará de un momento histórico, imborrable, pero los propietarios del campo -el propio club, Diputación Foral de Bizkaia, Gobierno vasco, BBK y Ayuntamiento de Bilbao- esperan celebrar otros hitos a medio o largo plazo. Es decir, el objetivo es rentabilizar un complejo vanguardista y referencia en Europa. Por tal motivo, el Athletic ya ha dado el primer paso institucional al ofrecer a la Federación Española de Fútbol (FEF) el nuevo San Mamés como una posible sede de la Eurocopa 2020.

El plazo para formalizar la solicitud finaliza el jueves. La FEF será, a partir de esa fecha, la encargada de gestionar el resto del papeleo ante la UEFA. Junto a Bilbao, también concurre la candidatura de Valencia, si bien se podría añadir la de Madrid, después del fiasco de ésta la noche del pasado sábado, cuando fue descartada en Buenos Aires como sede de los Juegos Olímpicos de 2020, que organizará Tokio.

bilbao hotel accommodation


La sociedad San Mames Barria, propietaria del campo, alberga esperanzas de salir elegida. Ya en el detallado informe sobre el impacto económico del estadio, elaborado hace tres años, se contempla un ingreso directo de 15 millones euros por acoger un acontecimiento de tal calibre, que se elevan hasta los 58 millones en el concepto de producción, que, según el estudio, se considera a los efectos generados en el entorno por el efecto multiplicador que sobre la economía y otros sectores tienen los impactos directos.

La edición de 2020 se denomina Una Eurocopa para Europa y recorrerá 13 Estados, y cada uno aportará una sede. La UEFA confirmará los próximos 19 y 20 en Dubrovnik (Croacia) las candidaturas presentadas, cuya evaluación tendrá lugar en la primavera de 2014. Será, por último, dentro de un año cuando la UEFA dé a conocer las ciudades sede. Los partidos se dividirán en 13 paquetes diferentes, con 12 ordinarios que incluyen tres duelos de la fase de grupos y una ronda eliminatoria (octavos o cuartos), y un paquete para las semifinales y la final.

En caso de que Bilbao fuera una de las elegidas, San Mamés acogería partidos de la fase de grupos o, como máximo, una eliminatoria de octavos de final, en la que se exige un aforo que supere los 50.000 espectadores, mientras que la exigencia de capacidad mínima para un partido de cuartos se eleva a 60.000.

La candidatura de Bilbao cuenta a su favor con el hecho de disponer de un campo Cinco estrellas UEFA, además de los antecedentes históricos, en referencia al Mundial de España de 1982, cuando el viejo San Mamés acogió los tres partidos de su grupo de la selección inglesa -ante Francia, la antigua Checoslovaquia y Kuwait-, y donde se destacó la buena organización.

La propia UEFA tendrá la oportunidad de conocer in situ el nuevo San Mamés, aunque solo sea con su primera fase construida, ya que el ente europeo celebrará su Comité Ejecutivo los próximos 12 y 13 de diciembre en Bilbao, con motivo del 25 aniversario de Ángel María Villar, exjugador del Athletic y presidente de la FEF, como dirigente de dicho organismo. Curiosamente, se tratará del reencuentro de Michel Platini, máximo mandatario de la UEFA, con la capital vizcaina, ya que rememora con cariño su partido mundialista con la selección bleu frente a Inglaterra en la vieja Catedral.

FINAL CONTINENTAL La Junta Directiva presidida por Josu Urrutia también aprovechará la presencia del Comité Ejecutivo de la UEFA en la capital vizcaina para recabar del propio organismo europeo más datos sobre la opción de acoger en el futuro una final continental, especialmente a partir de 2017, cuando se hayan cumplido dos años de funcionamiento de San Mamés con el cien por cien construido y con sus más de 53.000 localidades operativas. Un objetivo que, como adelantó DEIA en abril de 2012, se había marcado la sociedad propietaria del campo, que invertirá cerca de 200 millones de euros en su construcción. El Athletic, además, ya interiorizó los aspectos organizativos de un evento de tal importancia con motivo de su condición de finalista de la Europa League hace dos campañas en Bucarest.




Fuente: DEIA